EFT (Emotional Freedon Technique) o “Tapping” es un tipo de acupuntura psicológica, basada en los mismos meridianos de energía usados en la acupuntura tradicional para tratar las enfermedades físicas y emocionales durante más de cinco mil años, pero evitando el uso de agujas. En su lugar, se transmite energía cinética simplemente golpeando ligeramente con las yemas de los dedos en meridianos específicos de la cabeza y del pecho mientras se piensa sobre el problema específico (evento traumático, adicción, dolor, etc.) y se articulan afirmaciones positivas. Esta combinación de golpecitos en los meridianos de energía y afirmaciones positivas sirve para eliminar el “cortocircuito”, es decir, el bloqueo emocional del sistema bioenergético del cuerpo; restaurando de este modo el equilibrio entre el cuerpo y la mente, que es esencial para una salud óptima y la curación de las enfermedades físicas.

Gracias a la investigación experimental de miles de terapeutas de todo el mundo en sus clínicas, sabemos que EFT se puede aplicar a multitud de casos ya no solo emocionales sino que también físicos: proporcionando en pocos minutos alivio del dolor en múltiples enfermedades, y es que “Las principales colaboradoras de la mayoría de las enfermedades y dolores físicos son nuestras emociones negativas no resueltas.”

Es por ello que también se observará que a medida que se van “limpiando” los bloqueos emocionales, la persona se irá encontrando mejor físicamente, y muchos síntomas físicos desaparecerán.

He aquí muchos de los casos que se pueden tratar desde su raíz con EFT:

  • Stress, ansiedad, miedos, fobias, inseguridad, apatía, depresión
  • Rabia, ira, rencor, culpa, tristeza, soledad, duelo
  • Frustración, auto-sabotaje
  • Stress causado por cambios en nuestra vida, miedo a los mismos
  • Superar adicciones -comida, tabaco, etc – Compulsiones
  • Dolor físico en general, migrañas, insomnio
  • Mejora de la capacidad de aprendizaje, del rendimiento profesional y del rendimiento deportivo.
  • Para atraer la Abundancia a nuestra vida a todos los niveles, incluido el material: desbloqueando y liberando los patrones emocionales que nos tienen anclados en la escasez.

Una de las premisas de EFT, al estar en constante evolución, es “Probarlo en todo”, y a menudo funciona en pocos minutos donde nada más ha podido.